Análisis

Time Surfer / Análisis (Android, iOS)

Time Surfer es un juego desarrollado por Kumobius que fue lanzado en el año 2012 para iOS y posteriormente para Android. Si habéis oído hablar de un juego llamado Tiny Wings, tenemos que decir que la mecánica de juego de Time Surfer es exactamente la misma; es decir, deslizarnos por una pista para coger la máxima velocidad posible.

Time Surfer propone una colorida mezcla de velocidad y powerups que bebe de la sencilla y calmada velocidad de juego de Tiny Wings, con la diferencia de que en este caso tenemos una velocidad de juego bastante frenética. Las partidas a Time Surfer son bastante cortas y desde que comenzamos la partida sabemos que estamos condenados a morir, puesto que seremos constantemente perseguidos por algo que sencillamente han decidido denominar como el fin del mundo. El fin del mundo avanzará cada vez más rápido y consecuentemente, también nosotros deberemos hacerlo.

Dado que en Time Surfer podemos caer al vacío y morir si entramos en contacto contra una serie de barreras de pinchos que hay repartidas por los niveles, los desarrolladores han agregado la funcionalidad de rebobinar el tiempo. Solamente podremos rebobinar unos segundos, por lo que tendremos que estar atentos a la barra indicadora de tiempo restante y no podremos abusar de dicha funcionalidad. Además, los niveles están plagados de alienígenas, meteoritos y planetas sobre los que podremos grindar para coger más velocidad. Como no podía ser de otro modo, también tenemos las tan recurridas gemas y un montón de powerups que nos permitirán realizar cosas como acelerar a grandes velocidades, recolectar gemas a distancia o rellenar nuestro medidor de tiempo.

Podremos acelerar en algunos tramos para salir disparados a gran velocidad.

En la parte inferior de la pantalla podemos ver el número de eventos o elementos restantes para completar cada uno de los tres objetivos activos. Como somos mayores, en la captura adjunta ya está todo completado.

En Time Surfer, en principio, solamente hay un nivel que se genera proceduralmente, aunque iremos recorriendo varias ambientaciones que se alternarán cada cierto tiempo. Como moriremos sí o sí, deducimos que nuestro objetivo no es llegar vivos al inexistente final del nivel, por lo que la línea de meta ha sido sustituida por una serie de objetivos que también se crean aleatoriamente.

Sistema de juego

Siempre tenemos tres objetivos: uno fácil, uno normal y otro difícil. Estos objetivos pueden ser cosas como recoger un número determinado de gemas, grindar varios objetos consecutivos o recorrer una distancia especificada. En la mayoría de los casos podremos aprovecharnos de la función de rebobinar, ya que una vez recogido un objeto, quedará como recogido aunque vayamos hacia atrás en el tiempo. Del mismo modo, siempre podremos rebobinar el tiempo si hemos cogido mal una curva o si no hemos pasado por una de las múltiples zonas de aceleración que hay por los niveles al más puro estilo Wipeout, salvando las distancias.

Con un botón descenderemos para deslizarnos y con otro rebobinamos el tiempo. Fin del apartado.

¿Y qué más?

Sí es que no hay más. El truco de Time Surfer es deslizarse en el momento adecuado; eso es todo.

En ocasiones veremos que resulta imposible completar algunas tareas, pero siempre podremos recurrir a la creatividad aplicada al momento adecuado para conseguir los objetivos marcados, por complicados que parezcan algunos.

La estética de Time Surfer

Sin duda, la mayor baza de este juego es su apartado visual en lo referente a lo artístico. Nuestro protagonista presenta una estética retro inspirada en los robots japoneses de los años 70 y 80. Si el personaje resulta muy original, el resto de elementos están bien diseñados pero ya no destacan tanto en el tema de la creatividad.

time_surfer_1

Si chocamos contra los pinchos, podemos rebobinar el tiempo para salir del paso. Es más, en ocasiones nuestro objetivo será morir varias veces durante la misma partida.

Los fondos se mueven de un modo bastante fluido y sin ralentizaciones, algo que no tiene la suficiente importancia como para destacar, pero que es sencillamente correcto, como se supone que debe ser.

Lo mejor de Time Surfer es sin duda su banda sonora, con un tema principal tan memorable que, bajo mi punto de vista, se le queda grande al juego si lo comparamos con el resto. El resto de temas de la banda sonora y los efectos de sonido son sencillamente correctos, pero el juego tampoco necesita demasiado.

Subir de nivel en Time Surfer

Como no podía ser de otro modo, en Time Surfer también subiremos de nivel a medida que completamos objetivos. Al subir de nivel desbloquearemos skins para nuestro personaje, que van desde policías, gatos o peces hasta automóviles futuristas. A pesar de que el juego no varía según seleccionemos un skin u otro, los atrubutos de aceleración, velocidad o deslizamiento variarán ligeramente. Además de tener el nivel requerido para cada uno, también debemos comprar cada skin usando las gemas que recogemos mientras jugamos.

Para conseguir todos los skins tenemos que llegar al nivel 150, algo que puede resultar un tanto repetitivo, puesto que los objetivos también se piten bastante. Por ejemplo, si tenemos que recoger 3 powerups de velocidad en una partida, más adelante tendremos que recoger 4, 5, 6… y así sucesivamente. Lo mismo ocurre con las gemas y con la distancia recorrida, por lo que no esperéis un Tony Hawk en 2D en cuanto a objetivos se refiere.

En las opciones del juego podremos configurar la estela que deja nuestro personaje y consultar nuestras estadísticas.

Mascotas, dame mascotas

Sí, últimamente parece que las mascotas aparecen en casi cualquier juego de móvil casual. Aunque no peguen ni con calzador, tenemos una serie de mascotas que nos pueden acompañar en cada partida para aportarnos habilidades como poder chocar contra una barra de pinchos sin morir o, sencillamente, mejorar nuestros atributos.

En la parte inferior de la pantalla podemos ver el número de eventos o elementos restantes para completar cada uno de los tres objetivos activos. Una vez hayamos completado todos los objetivos, podemos caernos por algún precipicio, ya que no tiene sentido seguir jugando. De todos modos, resulta divertido probar nuestra habilidad para aguantar el máximo tiempo posible.

Una vez hayamos completado todos los objetivos, podemos caernos por algún precipicio, ya que no tiene sentido seguir jugando. De todos modos, resulta divertido probar nuestra habilidad para aguantar el máximo tiempo posible.

También iremos desbloqueando mascotas a medida que subimos de nivel y, al igual que los skins, también tenemos que comprarlas y, además, alimentarlas cada vez que juguemos con trozos de pastel que iremos recogiendo en cada partida. ¿Pero para qué nos acompañan si, al igual que nosotros, saben que van a morir? En fin, ahí están, pero no me he preocupado de las que tenía o no tenía ni de cual estaba seleccionada en cada partida.

Niveles extra

Además del nivel principal, se incluyen también algunos niveles extra que han ido saliendo a modo de expansiones:

  • Holiday Hills: Un escenario navideño que sí es posible terminar de un modo cronometrado.
  • Hell Zone: Un nivel localizado en el infierno y plagado de pinchos y obstáculos mortales.
  • The Kepler Run: Un escenario bastante raro con agujeros negros y anomalías espaciales que nos harán girar de un modo un tanto especial.

Información adicional

El juego está disponible en francés, alemán, ruso, japonés, chino y coreano, pero no en español, algo que tampoco resulta en absoluto problemático. Si jugábais al Dragon Ball Z de la Mega Drive, que estaba en una mezcla de japonés con francés, también podéis jugar a ésto, cojones.

El juego cuesta 0.99 €, lo cual es un precio justo para lo que se ofrece, aunque podrían venderlo por un precio de hasta 3 € que tampoco sería caro, pero de ningún modo por más, sobre todo teniendo en cuenta que en el fondo, es un clon de Tiny Wings con algunos añadidos.

Y no se qué nota ponerle a ésto… no es caro y entretiene un rato, pero tampoco demasiado y resulta repetitivo.

Time Surfer [2012]
6.5
Bueno
Analizado por

EduZRO

Ingeniero informático y también jugador de PC de la vieja escuela. Odiaba las consolas, pero un día se compró una PSP y actualmente tiene 2 consolas más, aunque no ha tardado en volver a sus orígenes. Con hábitos nocturnos, le encantan las nuevas tecnologías e iniciar nuevos proyectos.

2 Comments

  1. Varok dice:

    Ahh… el dilema de la nota xD

    Para ser un juego de movil aun le has dedicado un buen análisis, no pinta mal, la verdad… requiere conexion a internet constante?

  2. EduZRO dice:

    No requiere estar conectado y bueno, salvo que quieras compartir movidas (cosa que no harás), no lo necesitas. Lo de la nota… XD, es que claro… si juegas a un juego de Super Nintendo o de una portátil, lo valoras un poco en relación a las posibilidades de la consola, pero este tipo de juegos… aunque tengo que analizar otro en el que tengo clara la nota porque no he podido teminármelo: enemigos inmortales, el escenario que desaparece y no puedes seguir porque se ha guardado la partida… un desastre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × tres =