Análisis

Search and Rescue 4 / Análisis

Cuando las cosas van mal, alguien tiene que dar la cara y sacar las castañas del fuego. En la cuarta entrega de Search & Rescue vuelves a ser un sufrido piloto de rescate. Muchas vidas dependen de ti, empezando por las de tu tripulación.

Este simulador va por su cuarta entrega. Hasta ahora, ha pasado un tanto desapercibido, algo injusto dado a su original planteamiento. En S&RIV, sólo se pilotan helicópteros de rescate, no hay ni un solo tiro. Esta falta de violencia puede hacer pensar más bien en un juego más bien monótono, pero no lo es, ya que la tensión sustituye a la acción bélica. Casi todas las misiones tienen un ritmo creciente: se empieza volando de manera relajada y la adrenalina se va disparando a medida que se acerca el momento de hacer el rescate, de forma que realizar la tarea con éxito acaba produciendo una gran satisfacción.

Pasamos a estacionario

El juego ofrece dos modos de juego: el sencillo, en el que puedes manejar el aparato incluso sin joystick de forma cómoda, y el realista, en el que la física del entorno se tiene en cuenta y se alcanzan unas importantes cotas de realismo. Por citar algunos ejemplos de fenómenos  sin entrar en tecnicismos, cabe decir que se calcula el efecto suelo, la visibilidad, el viento, la temperatura ambiente y el peso del helicóptero. De esta forma, el manejo del aparato varía en función de las condiciones.

Esto no impresiona de entrada, aunque uno se da cuenta de lo que realmente tiene entre manos cuando se maneja el helicóptero el el aire para pasar de vuelo estacionario a vuelo horizontal y viceversa. El sonido juega un buen papel en ello, ya que es idéntico al que hacen los helicópteros reales durante esa maniobra. Además, hay diferencia entre los modelos representados y sonidos diferentes para distintas situaciones. Incluso se notan variaciones si abres la puerta lateral como cuando se baja la ventanilla del coche.

Ayuda urgente

Pero S&R4 es más que un buen sonido y un buen modelo de vuelo con gráficos no muy a la última. Hay dos formas de pasar a la acción: misiones sueltas ( hay acceso libre a 100 misiones que puedes tomarte como entrenamiento) o la campaña. Ésta cuenta con un sencillo menú de configuración básica en el que puedes establecer, por ejemplo, si el piloto muere o no cuando te estrellas.

Los objetivos son diversos, desde el rescate de personas en alta mar al transporte de personas clave a instalaciones remotas, pasando por la entrega de cargas vitales o la inspección de zonas. Para conseguir, en cada misión puede elegir entre tres aparatos. A tus órdenes tienes una tripulación que incluye desde el mecánico de vuelo al médico y los camilleros. En cambio, el copiloto parece meramente testimonial. Está ahí, pero sólo gesticula para avisarte del peligro y confirma las acciones que se suceden.

En ocasiones debes hacer uso de cabestrante o de herramientas de rescate como camillas, jaulas para heridos leves o ganchos de izado. Para bajar u subir estos bártulos con el cable, es necesario mantener muy quieto el aparato, algo para lo que resulta muy útil el piloto automático de vuelo estacionario. También cuentas con muchas otras ayudas para llevar a cabo tu cometido, tales como un foco de búsqueda orientables, limpiaparabrisas o bengalas.

En fin, que el nivel de verosimilitud y detalle es alto. Estamos ante un simulador tan bueno como distinto y con un nivel de dificultad considerable pero no imposible de dominar. Ojalá tuviese esas opciones de juego a varias manos y unos gráficos algo mejores.

Los protagonistas del rescate

En este simulador se puede pilotar tres emblemáticos helicópteros distinguidos por el gran número de vidas que han puesto a salvo.

  • BK-117 C-1: De diseño alemán este aparato es muy ágil y versatil en toda las situaciones. El reducido tamaño de sus rotores lo hace idóneo para operaciones en espacios muy estrechos. Su robusto patín puede amortiguar aterrizajes bastante bruscos.
  • HH-65 DOLPHIN: Tal vez se trate del más fiable y el más adecuado para empezar dada su agilidad y lo poco que  castiga los errores de pilotaje. En estacionario, se comporta muy bien, aunque requiere de finura para aterrizarlo con suavidad.
  • SH-3 SEA KING: Robusto y pesado, sólo es realmente valioso cuando necesitamos transportar mucha carga o heridos, o cuando sea imprescindible amerizar. Su gran tamaño lo hace desaconsejable para operaciones que no sean en espacios abiertos.

FICHA TÉCNICA

  • Requisitos: Procesador mínimo PIII 500 MHz, procesador recomendado PIV 800 MHz. Memoria RAM mínimo de 64 MB, memoria RAM recomendada de 256 MB. Tarjeta gráfica mínimo de 16 MB, tarjeta gráfica recomendada de 32 MB.
  • Multijugador: No presenta.
  • Idioma: Textos de pantalla y voces en inglés.
Search and Rescue 4 [2003]
7.5
Notable
Una nueva entrega de un simulador de vuelo peculiar, de gran calidad y realismo muy acentuado. Lástima que sus texturas se hayan quedado en una generación anterior y que el modo multijugador brille por su ausencia. Eso sí, si te pirran los helicópteros, vas a darte todo un festín con él.Analizado por

No Comments

comment No comments yet

You can be first to leave a comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × dos =