Análisis PSP

Medievil Resurrection / Análisis (PSP – 2005)

Formando parte del catálogo de salida de la primera consola portátil de Sony nos encontrábamos con Medievil Resurrection, una puesta al día de la primera parte del juego para PlayStation con mejores gráficos, nuevas animaciones, niveles y un largo etcétera. Medievil Resurrection nos cuenta la historia de Sir Daniel Fortesqui, también conocido como el gran héroe de las tierra del ficticio reino de Gallowmere.

Hace 100 años, Sir Daniel dirigió a las tropas del reino para vencer al ejército de muertos vivientes del malvado Zarok, un hechicero del reino exiliado por realizar estudios de nigromancia. Aunque la historia oficial cuenta el heroico modo en que Sir Daniel dio su vida para derrotar a Zarok, la realidad es que fue abatido por una flecha en su ojo antes de poder ni siquiera dar alguna orden. De todos modos, Zarok fue derrotado y Sir Daniel (Dan) fue considerado el salvador del Gallowmere. Ahora Zarok ha vuelto en forma de muerto viviente para resucitar a todos los muertos del cementerio y vengarse, incluyendo entre estos muertos a Dan, que tendrá una nueva oportunidad de redimirse como héroe.

Medievil Resurrection Jarcors: Desde luego, el juego no se ve del mismo modo que se juega.

Desde luego, el juego no se ve del mismo modo que se juega.

Medievil es un juego de coña con una estética similar a la de una peli de Tim Burton. Desde los diálogos que escucharemos durante toda la aventura hasta las conversaciones con un pequeño gusano que habita en el interior de la cuenca de uno de nuestros ojos, Medievil desprende humor negro por todas partes, aunque eso sí, para todos los públicos. Además, disfrutaremos de unos diálogos perfectamente doblados al castellano, con una más que acertada adaptación de los chistes británicos más malos que el hambre que se escuchan durante el juego a unos chistes más graciosos típicos de hispanohablantes. La localización se lleva un sobresaliente salvo por temas de sincronización labial.

La empresa desarrolladora (SCE Studios Cambridge) ha mejorado el juego a nivel gráfico en todos los aspectos: Unas texturas más nítidas, unos colores más vivos, unas animaciones más fluidas, mejores movimientos para nuestro pesonaje y en general, más carga poligonal. Si el juego compitiese con su homónimo de PlayStation sería la repera, pero no podemos decir que Medievil tenga los mejores gráficos de PSP ni de coña, aunque en conjunto luzca muy bien.  Todo en Medievil es precioso, desde el menú hasta la introducción, pero… ¿Por qué entonces le doy una nota tan baja al juego dando por hecho que ya la habéis mirado? Pues porque el problema de Medievil Resurrection comienza cuando tomamos el control de Dan y nos ponemos a jugar.

Medievil Resurrection Jarcors: Tendremos que combinar el fuego con algunas de nuestras armas para resolver algunos puzzles.

Tendremos que combinar el fuego con algunas de nuestras armas para resolver algunos puzzles.

El control de Dan es pésimo, así como la cámara y el sistema de combate del juego. Moveremos a nuestro personaje con el stick analógico y saltaremos, atacaremos, nos cubriremos y realizaremos acciones con los botones X, círculo, cuadrado y triángulo. Disponemos de un ataque primario y de uno secundario que podremos cargar manteniendo pulsado el botón de ataque para asestar un golpe más fuerte o lanzar más proyectiles en caso de tratarse de un arma de largo alcance. Las armas van desde espadas de distintos tipos, martillos, ballestas, arcos hasta nuestro propio brazo que podremos utilizar tanto como arma cuerpo a cuerpo como arma arrojadiza. Además, nos iremos encontrando con una serie de escudos de diferentes materiales para protegernos de nuestros enemigos. Tanto algunas armas como los escudos se irán deteriorando y tendremos que repararlos o adquirir nuevas armas a cambio de las monedas de oro que nos vayamos encontrando.

Medievil Resurrection Jarcors: Hasta la estatua se ría de la torpeza de Dan.

Hasta la estatua se ríe de la torpeza de Dan.

Es demasiado complicado explicar lo malo que es el sistema de cámaras y el de combate; a menudo no sabremos ni desde donde nos atacan, por lo que estaremos continuamente centrando la cámara con los botones L o R de nuestra PSP. Cuerpo a cuerpo nos limitaremos a cargar un ataque poderoso, acercarnos a un grupo de enemigos y desplazarnos rápidamente hacia atrás mientras rezamos unos responsos para que nuestra barra de salud siga intacta. A distancian las oraciones irán destinadas a que el sistema de apuntado automático funcione y no apunte a donde le de la gana. El sistema de salto es también un desastre, siendo cada salto un salto de fe en sí mismo, puesto que es complicado deducir si nuestro personaje se caerá en el agua (no sabe nadar) o será capaz de cruzar esa pequeña acequia que tenemos delante.

Medievil Resurrection Jarcors: No, aunque lo consigas saltar de seta en seta, el sistema de salta tampoco está preparado para ésto.

No, aunque lo consigas saltar de seta en seta, el sistema de salto tampoco está preparado para ésto.

El juego hace gala de un montón de minijuegos que nos iremos encontrando durante nuestra aventura; desde llevar ovejas o pollos de un lado a otro, juegos de puntería, un juego de golpear cabezas que irán saliendo de unos agujeros con un martillo hasta juegos de combate y resistencia. Por desgracia no es suficiente para que el juego apruebe y terminan cansando muy pronto… sobre todo cuando te has tirado horas para pasártelos con la mayor puntuación mientras luchas contra el sistema de apuntado para conseguir la mejor arma del juego y resulta que por un bug jamás corregido, no te la dan.

Los niveles son la propia cripta de Dan, un cementerio, el poblado, un campo de feria en donde encontraremos muchos mini juegos, una ciénaga, un manicomio, un puerto, un barco de piratas, la fortaleza de Zarok y muchos más. En cada nivel hay un cáliz que deberemos recoger y que si hemos matado a suficientes enemigos en el nivel, se llenará con sus almas y al terminar dicho nivel, nos dará acceso a la galería de los héroes, un lugar donde otros héroes de verdad nos proporcionarán nuevas armas y escudos. Siempre podremos volver a repetir cualquier nivel entre misión y misión, aunque en realidad el juego es 100% lineal. Para el sistema de curación, tendremos una barra de salud que irá mermando a medida que recibamos leña y que podremos rellenar gracias a unas pociones de curación que bien podremos encontrar o bien podremos comprar en unas tiendas que hay desperdigadas por el mapa. Son acumulables hasta un número limitado.

Medievil Resurrection Jarcors: Las batallas contra los jefes serían realmente buenas con otro sistema de control.

Las batallas contra los jefes serían realmente buenas con otro sistema de control.

Los enemigos son originales y variados: Soldados caldera que nos lanzarán fuego, zombies, monstruos de paja, carniceros, siniestras familias compuestas por padre, madre y una endiablada niña… etc. Los jefes finales serían también buenos y originales, pero es que todo, todo en Medievil Resurrection se ve afectado por la pésima jugabilidad. Aún no me queda muy claro si el sistema de control es intencionado por la torpeza innata de nuestro personaje o ha sido sin querer.

En resumen, un producto solamente apto para los fans de las primeras entregas de PSX; para los demás, estoy seguro de que tenéis mejores alternativas.

Medievil Resurrection [2005]
4
Mejorable
Analizado por

EduZRO

Ingeniero informático y también jugador de PC de la vieja escuela. Odiaba las consolas, pero un día se compró una PSP y actualmente tiene 2 consolas más, aunque no ha tardado en volver a sus orígenes. Con hábitos nocturnos, le encantan las nuevas tecnologías e iniciar nuevos proyectos.

2 Comments

  1. vainas dice:

    Este juego cuando salió para PSX todo el mundo decía que era buenísimo, pero una vez me dejaron la consola, lo probé y me pareció tan malo…

    Debes ser el único analista activo de PSP en español del mundo. XD

  2. neeonez dice:

    jaja, pues aún tengo algunos pendientes.

    Y sí… con el bombo que le dieron en su día y pensar que ésto es la versión mejorada…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 5 =